Las 5 claves de la piedra natural como material sostenible

Piedra natural sostenibleLa piedra natural es uno de los materiales constructivos más sostenibles del mercado gracias a cualidades propias como la durabilidad, el reciclado, la reutilización, el bajo mantenimiento y las características térmicas. ¿Quieres saber por qué debes elegir piedra natural para tus proyectos? Te lo explicamos a través de las siguientes 5 propiedades en clave de sosteniblidad.

DURABILIDAD

La durabilidad de la piedra natural se ha demostrado en construcciones como acueductos romanos, murallas, iglesias, catedrales que llevan siglos en pie. Se trata de un material de gran resistencia y dureza que apenas necesita mantenimiento.

RECICLABLE

La piedra natural es un material totalmente reciclable. Sus principales aplicaciones son la fabricación de gravas así como su contribución en productos prefabricados de cemento como los terrazos o las tejas de hormigón. Además, al tratarse de un material inerte puede emplearse en rellenos para puentes o puertos marítimos, por ejemplo.

REUTILIZABLE

La piedra natural puede reutilizarse en nuevas construcciones procedente de anteriores que hayan quedado obsoletas debido a su alta durabilidad. Un ejemplo es la reutilización del pavimento de adoquines. En este caso, los adoquines existente en las calzadas se desmonta y se acopia para su reutilización en obra. Estos adoquines se cortan por la mitad para poderlos reutilizar como pavimento “nuevo”.

BAJO MANTENIMIENTO

Todo material de construcción necesita un mínimo de mantenimiento. Este mantenimiento consiste básicamente en limpieza, reparaciones menores y reposición de elementos que por el uso continuo y las condiciones climáticas se hayan deteriorado. La piedra natural, en general, por su larga vida útil y dureza necesita poco mantenimiento y reparaciones además de pocas reposiciones.

CARACTERÍSTICAS TÉRMICAS

La piedra natural es un material con buena inercia térmica, es decir, tiene la capacidad de retener el calor e ir liberándolo progresivamente. Esta característica contribuye a mantener temperaturas más o menos constantes en espacios interiores, es decir, con fluctuaciones reducidas, con lo que ayuda a lograr el confort térmico de los ambientes interiores sin el uso de equipos térmicos.

En este sentido, la piedra natural aumenta el confort térmico de las viviendas si se instala en una fachada ventilada. Este sistema, que elimina los puentes térmicos gracias a la continuidad del aislamiento, reduce la pérdida de calor en invierno y la entrada de calor en verano. Es la mejor manera de optimizar el ahorro de consumo energético en calefacción y aire acondicionado. A mayores, la reducción en el uso de energía disminuye de forma directa las emisiones de  CO2 a la atmósfera.

Para más información, consulta la web de CUPA STONE.

  • certificado CE
  • certificado BBA
  • certificado CSTB
  • certificado SINTEF
  • certificado ISO9001
  • certificado DIBT